domingo, 30 de noviembre de 2014

La historia favorita de Latinoamérica: El niño del barril, El chavo del 8.

Latinoamérica esta de luto, adultos, jóvenes y niños lloran la partida de Don  Roberto Gómez Bolaños el creador y protagonista del reconocido personaje :El Chavo del Ocho y de muchos otros.


El éxito de El Chavo del 8 fue tal que, para 1973, era transmitido en varios países de Hispanoamérica y tenía altos índices de audiencia televisiva. Se estimó que en 1975 era vista por más de 350 millones de televidentes cada semana. Se ha transmitido en 26 países, inclusive fuera de Latinoamérica en Australia y Japón. Hasta hace 2 años se estimaba que 91 millones de personas lo veían a diario y en su cuenta personal de Twitter, Bolaños contaba hasta el día de su partida 6 millones 699 mil 484 seguidores. Según el periódico el Norte de Monterrey, Televisa generó ingresos similares a la suma de la fortuna actual de los 3 hombre mas ricos del mundo, es decir, mas de 170 mil millones de dólares.

¿Por qué el programa del Chavo ha fascinado a tal cantidad de gente sin importar la edad o nacionalidad del espectador.? Es la historia del niño huérfano y muy humilde, al que se lo conoce simplemente como El Chavo, que vive en una vecindad, y que tiene como "escondite secreto" un barril situado en el patio principal de la vecindad. El Chavo, con su inocencia y frescura vive  «situaciones universales» sin perder su positivismo y sin proponérselo de forma consciente termina siempre ganando cada una de estas situaciones. Acaso no te identificaste con las ocurrencias tan simples y su manera tan tierna de pedir perdón, con su frase célebre de: “se me chispoteó”

 El Chavo, lleva a cabo travesuras junto con sus amigos que ocasionan malentendidos y discusiones entre los mismos vecinos, por lo general de tono cómico, pero llegándonos el mensaje claro que el bien siempre le gana al mal. Todas las situaciones vividas fueron un momento excelente para mostrar los valores como la honradez, la humildad y la solidaridad..

Ahora,  ¿qué significa el barril en la historia? ¿Cuándo el chavo se metía en ella?. ¡El barril era su cueva, su refugio!, ¿todos necesitaremos uno?. Sin duda, podríamos decir que en algún momento de nuestras vidas o en el día precisamos de ese espacio seguro donde estamos con nosotros mismos y que al cabo de un tiempo podemos  salir de ahí  renovados.

Ahora dime, no es esta la historia favorita de todos, tal vez puedas cambiarle los personajes, el nombre, pero lo que nos mueve universalmente es lo mismo. Es enternecernos con nuestro niño interno, con nuestra infancia y lograr poder vivir como personas de bien. Y es esto lo que claramente podemos inferir que la audiencia pudo, puede y podrá identificarse fácilmente y así convertirse en el programa referente de la victoria del bien de todos los tiempo en todos los actos cotidianos. Cosa que si le hubiésemos preguntado a Bolaños si esa fue la intención de su programa y tal vez nos hubiese respondido: “Fue sin querer queriendo”