miércoles, 24 de junio de 2015

Entras con tu "Vieja" y sales con una "Nueva"



ActionCOACH María Inés Morán
Es asombroso ver cuan rápido avanza la tecnología, tanto es así que,cuando queremos renovar nuestros equipos o electrodomésticos,  se nos hace un problema qué hacer con el que entra en desuso. Pues ¡acepta esos productos cómo parte de pago  para asegurar una nueva venta!
Cuando permites los intercambios, solucionas e problema de tus clientes en cuanto a qué hacer con su producto viejo; además, les das la oportunidad de incluir una nueva compra en su presupuesto, ya que, al ofrecerles el intercambio, tienes la oportunidad de venderles un modelo mejor. ¿Te preguntas cómo funciona?
Cada año salen nuevos modelos de televisores,  neveras, aires acondicionados, automóviles, computadoras, celulares y una amplia gama de productos. Así mismo, miles de personas están listas para comprar un nuevo modelo, de forma que si aceptas el producto viejo como "parte de pago", les estás otorgando una razón más para preferir tu negocio en lugar de algún otro de la competencia.
Esta modalidad no sólo se aplica a objetos tecnológicos, también hay personas que sienten la necesidad de renovar por completo su juego de comedor, muebles de  sala o  de cuarto. Recuerda que, como es una forma de atraer más clientes, puedes emplearla preferiblemente con aquellos que desean adquirir los productos más caros de tu línea.
Así mismo, debes tener una idea de cómo aprovechar los efectos que traigan tus clientes. Ya sea porque los vendes a casas que mercadean artículos usados, o  los vendes como chatarra, algunos  pueden ser comercializados como antigüedades, servir para repuestos, donarlos a la caridad,obtener formas para reducir los impuestos que pagas,  u otros cientos de usos que se te puedan ocurrir.
Para tomar en cuenta:

  • Asegúrate que el monto que descuentas de la venta por recibir el artículo usado,  no debe tener mayor impacto en tus ganancias
  • Anuncia esta estrategia de "recibir su artículo usado",  dentro de la promoción de tu negocio

No pierdas el foco: estás buscando incrementar los montos promedios de ventas de tu negocio, por tanto hacia allá deben estar dirigidos tus cálculos empresariales: probar y medir si esta estrategia realmente atrae clientes y subes tus ventas o terminas con tus almacenes llenos de chatarra porque no manejaste esa parte de la "oferta".  ¿Estás listo para hacer estos intercambios?