sábado, 6 de diciembre de 2014

¿Quién dice que los hombres de Negocios no saben tejer?





ActionCOACH Lic. María Inés Morán

Algunas de las preguntas que tarde o temprano se hacen los emprendedores son: ¿Cómo buscar mejores oportunidades de trabajo, conocer nuevas personas para tu negocio o dar a conocer tu proyecto?.

Vivir en sociedad nos ha brindado una serie de relaciones e interconexiones que se han estudiado y dan origen a teorías como los 6 grados de separación, propuesta en 1929 por Frigyes Karinthy, quien señaló que dos desconocidos, que geográficamente pueden estar alejados, están conectados por una cadena que no excede las 5 personas entre sí. También se ha concluido que cada uno de nosotros se relaciona con unas doscientas personas de manera directa y no se trata de contactos virtuales o de redes sociales. Entonces, ¿cómo podemos aprovechar ese caudal de contactos para potenciar nuestro negocio?.

De eso justamente se trata la práctica del networking presencial u off-line como se le conoce:  organizar tu red de amistades, conocidos y contactos para llegar a mayor cantidad de gente que comparten tu mismo mercado meta.Es como literalmente "tejer" una red donde todas las piezas e hilos se conectan.

No se trata simplemente de  acudir a sitios para conocer gente nueva y hablarles de lo que haces. Hay que estructurar la mejor estrategia la cual debe abarcar  la preparación previa, la buena técnica durante el encuentro y el seguimiento posterior, que permitirá cosechar el éxito del esfuerzo invertido.


¿Dónde?. Casi cualquier lugar brinda oportunidades para conocer prospectos que entran dentro de tu  mercado meta, socios para tu negocio o buscar una nueva oportunidad de trabajo si es lo que estás requiriendo. Sin embargo, hay ocasiones propicias como las reuniones en cámaras profesionales, asociación de gremios, foros sobre el sector, congresos, eventos con  conferencistas de renombre y, dentro de esos eventos, hay momentos  propicios como la hora del intermedio, cocteles de bienvenida, inauguración y otros, que son espacios adecuados para la    socialización. Hay que buscar las ocasiones apropiadas,  estar atentos a los anuncios de los encuentros, redes sociales, vallas o publicidad, priorizar las más interesantes y agendarlas como primer paso en el inicio de tu networking.


¿Cómo?. En este tipo de encuentros cara a cara, es importantísimo dominar las normas de protocolo y etiqueta en las relaciones. El desconocer estos códigos de socialización podría generar un efecto contrario de rechazo en el medio donde quieres darte  a conocer. La presencia, impecable en la forma de vestir, bien peinado, ¡acuérdate  que la primera impresión es la que cuenta!. pero debes armarte de HUMILDAD en el trato con los demás,  una persona educada, de buenas maneras, bien vestido, pero petulante, no logra la simpatía necesaria para que el interlocutor esté abierto al mensaje que le quieres transmitir.


Guión de Networking. Es la pauta que debes crear antes de acudir a alguna de esas citas, para saber cómo te aproximas a las personas y generar asi el interés necesario que produzca un segundo encuentro. Recuerda que en este contacto inicial no se trata de vender el producto, sino de despertar la curiosidad y el interés de la persona en lo que le tienes que decir, para poder conseguir una cita de negocios. Hay un tip importante: no ruegues nunca, los ruegos incitan la lástima y no es la forma de conseguir un contacto comprometido con tu mensaje. Aunque cada persona es diferente, sí hay interacciones que suelen repetirse con varias personas y apalancan el inicio del proceso de networking. Recuerda tambien que es mejor realizar preguntas abiertas ya que si utilizas preguntas cuya respuesta sean afirmaciones o negaciones monosílabas será más complicado mantener la conversación.


Apoyo. No puedes dejar de tener a la mano tarjetas de presentación, o tarjetas electrónicas en tu celular que puedas compartir directamente, infórmate de los últimos acontecimientos relacionados con el evento al que asistes o las noticias del día, que permitirán iniciar conversaciones "casuales". ¡Nada hay que dejarlo al azar!

Todo negocio puede beneficiarse de la estrategia de networking siempre y cuando sepas encontrar el lugar y el momento apropiado para llevarlo a cabo.

Recuerdo una reunión de mujeres emprendedoras que se realizó en la hermosa Cuidad de México, donde asistieron 150 empresarias, líderes y dueñas de negocios. A la hora del café ya había identificado las personas a quienes   me interesaba mostrarles las ventajas de mi negocio, para lo cual la pregunta inicial sería "¿qué te pareció la plática de la ponente?. Sus respuestas me daban la clave para seguir los pasos de mi guión de networking  y al final tenía 5 mujeres interesadas en conocer sobre cómo el coaching podría beneficiarlas en el crecimiento de  ellas mismas o de su negocio. . ¿Casualidad? ¡No! Planificación, estudio del entorno, habilidades sociales y un buen guión.


No puedo dejar de mencionar que también se da la oportunidad de que debas desistir de un contacto, porque luego de invertir 10 minutos de tu tiempo te das cuenta que no está interesado en otra cosa que mantener una conversación agradable, pero tu tienes objetivos concretos que atender, de modo que despídete amablemente y consigue otra persona para continuar tu Networking.

Si deseas sacar el mayor partido a esta estrategia, pues busca el foro correcto, prepárate para el encuentro y ten confianza en que ya tienes recorrido más del 50% del camino hacia el éxito en conseguir ampliar tu círculo de negocio. !Y verás que tejer no es cosa solo de mujeres!